Despertar el interés por la ciencia es tarea de todos

Como ya sabemos, la enseñanza de las ciencias requiere de transformaciones y especial atención desde los primeros años de escolaridad. Sin embargo, esto no debe hacerse al estilo adaptativo, sino al estilo innovador, de manera que nosotros, los educadores,  dejemos de ser solo un transmisor de información y tomemos conciencia que nuestra función es crear posibilidades para que el alumno produzca y construya el conocimiento, que sienta el placer y la satisfacción de haberlo descubierto. Pese a esto, según la Agencia de Calidad de la Educación, los resultados en el Simce de Ciencias Naturales en Chile no son los esperados. Como evidencia, podemos comprobar una baja significativa de los puntajes desde 2013, tanto en hombres como en mujeres de octavo básico. Esto también se refleja en los promedios finales de ciencias en el mismo nivel, los que son considerablemente más bajos entre 5 a 9 décimas que otros cursos de educación básica.

 Cecilia Amigo Hermosilla, profesora del Colegio Concepción de Chiguayante

Cecilia Amigo Hermosilla, profesora del Colegio Concepción de Chiguayante

Estos resultados demuestran una debilidad en el ámbito de las ciencias para niños y niñas en edad escolar, lo que se puede revertir gracias a iniciativas como las de Explora Conicyt con sus diversas actividades y congresos. Lograr captar el interés de los estudiantes por las ciencias es muy gratificante, y más aún cuando ese niño o niña decide ser parte y contribuir a ella con su formación profesional. En el Programa yo veo crecer a los estudiantes, tomar decisiones, cuestionarse, despertar en ellos el interés por actividades que quizás no tenían y preguntarse el porqué de las cosas.

Mi trabajo lleva ligado al PAR Explora Biobío más de cinco años, lo que me ha permitido facilitar la tarea de motivar a los estudiantes a trabajar en ciencia. La iniciativa de educación en ciencias hace una labor gigantesca al impulsar el conocimiento en distintos lugares de Chile: Llegar a cada educador, y niño o niña, llamar la atención y lograr su participación en las distintas actividades se lo debemos al programa mencionado. Es cierto, ocupamos un tiempo importante que muchas veces involucra el plano personal, pero ya al participar en este tipo de instancias, ver la sonrisa de cada niño y niña y lograr que aprendan a desarrollar otras habilidades es impagable, pues abrirles las puertas a un tipo de conocimiento que no es muy desarrollado en el aula es darle las herramientas para que enfrenten el futuro de una mejor forma.

Me encantaría que más educadores se interesaran y les dieran la oportunidad a sus alumnos de ser parte de tan importante iniciativa, más aún sabiendo que nuestra región es la que realiza la mayor cantidad de investigación científica escolar y que además, por primera vez este año, el XIX Congreso Nacional Escolar de Ciencia y Tecnología Explora Conicyt se desarrollará en la región del Biobío, el que dará cabida a 72 equipos de todo Chile para presentar sus proyectos y sus sueños.

CICAT Udec